Belleza

Belleza slow

Volver a lo natural es el nuevo mantra de esta época y esto se aplica también a los rituales y consumos de belleza. Te dejamos algunas líneas de productos con ingredientes naturales, fórmulas biodegradables bajo normas de producción sostenible y de efecto duradero.
Shampoo Biolage RAW, L’Oréal.

Elaborado con un mix de componentes naturales como la cáscara de quinoa, la yuca, el cilantro, la miel de abeja y la arcilla de lava marroquí, adquiridos a través del comercio justo.

Acondicionador Aura Botánica, Kérastase.

Su fórmula no  contiene siliconas, sulfatos, ni parabenos. Elaborado en base a aceites de coco (de la isla de Samoa) y argán (de los montes marroquíes) extraídos de manera responsable, recogidos y prensados a mano. 

Bálsamo nutritivo Life Plankton, Biotherm.

El Life Plankton es un ingrediente patentado por la marca con propiedades calmantes, fortificantes y antioxidantes.

Óleo de castaña.

Con aceite de castaña rico en omega 6 y omega 9.

Labial magenta, Burt’s Bees.

Con cera de abeja como excelente aglutinante.

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas